miércoles, 7 de septiembre de 2016

Puerto de Matarani

Ubicado en la costa sur, provincia de Islay, departamento de Arequipa.

Es un puerto multipropósito, uno de los mejor equipados y más eficientes del país. También es uno de los mejor protegidos, pues cuenta con dos rompeolas (de 650 y 145 metros) para tal efecto. Fue inaugurado en la década de 1940.

Tiene un muelle de 583 metros de largo, con un calado de 9.60 metros y tres amarraderos. El A es para contenedores y carga general, el B para carga general y el C para minerales y carga general.

Allí operan dos grandes grúas móviles, una Gottwald MHK 280 (con capacidad para 63 toneladas) y una Liebherr HLM 400 (con capacidad para 100 TM de carga y para movilizar hasta 18 contenedores por hora). La segunda fue adquirida en el año 2011.

También operan cuatro grúas portacontenedores, una grúa móvil Terex de 50 toneladas, seis trucks portuarios y tres camiones volquetes.

Para graneles sólidos, posee equipos especializados, maquinaria, infraestructura y sistemas completamente automatizados, que permiten manejar diferentes tipos de graneles, fertilizantes, cereales, minerales, carbón, clinker, sal industrial, etc.

Para cereales, posee dos torres neumáticas absorbentes totalmente automatizadas: una Vigan de 400 toneladas por hora, y una Bulher de 200 toneladas/hora. También posee 59 silos con capacidad estática de 75,000 toneladas de almacenamiento y una faja transportadora subterránea. A este sistema se le suma una grúa móvil con un clamshell de 21 metros cúbicos, que permite descargas de 300 toneladas/hora adicionales, hasta un total de 7,200 toneladas por día.

Para graneles líquidos dispone de un sistema de embarque y cinco tanques, con una capacidad total de 9,900 metros cúbicos, para el almacenamiento de aceite vegetal y alcohol.

En cuanto a cargas generales, posee capacidad para movilizar alimentos en sacos, cátodos de cobre, barras de acero, fierro de construcción, maquinaria, bultos sobredimensionados, equipos, carga general para proyectos, etc.

Así mismo, cuenta con un muelle roll on/roll off de 36 metros de largo, 24 de ancho y 8.40 de calado.

Su modernización comenzó con su concesión, en 1999, cuando pasó a ser operado por Terminal Internacional del Sur (TISUR), empresa perteneciente a Santa Sofía Puertos, del Grupo Romero.

Matarani tiene capacidad para movilizar hasta 15 millones de toneladas. Ello le permite atender los requerimientos de la zona sur del país (entre ellos los de las grandes mineras y Majes-Siguas), así como una parte de los de Bolivia. Además, le permitirá atender los embarques de pellets de plásticos de la futura petroquímica del sur (que implicarán el movimiento de unos 50 mil TEU).



Desde el inicio de la concesión, TISUR ha invertido US$ 325 millones, de los cuales US$ 280 millones corresponden al flamante Muelle F.

En los últimos años invirtió un monto importante para liberar espacio en la parte baja del puerto, a la vez que ampliar el área de almacenamiento en la parte alta. Los almacenes de granos y otras infraestructuras de la parte baja fueron trasladados al nivel superior, donde se incorporó 30 nuevas hectáreas. Asimismo, se ejecutó un túnel subterráneo de concreto para la recepción y embarque de granos.
Gracias a ello, se ha liberado espacio para el movimiento de contenedores. Su patio, situado al suroeste del puerto, tiene un área de 22,112 metros cuadrados, y cuenta con 50 tomas de energía. El objetivo de la empresa es que la capacidad de esta terminal pase de los actuales 48 mil TEU (contenedores de 20 pies de largo) a 110 mil.

En junio del 2016 TISUR inauguró en la colindante bahía de Islay, con una inversión de US$ 280 millones, el muelle F, un muelle minero de 280 metros de largo y 18 de calado, totalmente automatizado. Este, construido sobre pilotes de concreto armado, posee un sistema de amarre mixto, constituido por cuatro boyas (dos en proa y dos en popa) y bitas en el muelle. Se halla unido a tierra por un puente de acceso de más de 200 metros de largo y es capaz de recibir naves de hasta 55 mil toneladas. Por allí se atiende los embarques de cobre de Cerro Verde, Antapaccay y Las Bambas (el de Constancia es atendido en el muelle C del muelle tradicional, cuyo shiploader tiene una capacidad de 1,300 toneladas por hora).

La nueva infraestructura, capaz de manejar 6 millones de toneladas anuales, cuenta con un edificio de recepción con régimen de descarga nominal de 500 toneladas por hora, tres almacenes cubiertos, una faja tubular hermética de 680 metros de largo y un shiploader del tipo viajero, que embarca los minerales a una velocidad de 2 mil toneladas por hora. El almacén para Cerro Verde tiene una capacidad de 150 mil toneladas métricas, el de Las Bambas 100 mil y el de Antapaccay 50 mil. Los dos primeros reciben los concentrados mediante ferrocarril, mientras que el último lo hace mediante camiones.

Dicho moderno muelle de minerales, y toda el complejo de llegada, almacenamiento y embarque de los mismos, fue construido por la empresa Odebrecht.


El año 2015 el puerto movilizó carga por 3.8 millones de toneladas (12% más que en el 2014), con lo cual se mantiene como el segundo del país, sólo después del Callao. De dicho total, el 78% correspondió a granel sólido. En cuanto a contenedores, movilizó 20,002 TEU (3.2% menos que en el 2014), manteniéndose como el tercero a nivel nacional, luego del Callao y Paita.

En octubre del 2010 recibió un buque portacontenedores de 243.15 metros de eslora y 32.20 de manga, el mayor que ha acoderado en el puerto. A mediados del 2013 comenzó a embarcar carga proveniente de los fronterizos estados brasileños de Acre y Rondonia, transportada por la Interoceánica del Sur y destinada a los mercados europeos y asiáticos.

Fotos: Tisur